Ya hemos hablado en alguna que otra ocasión de los mejores villanos de Spiderman. O de los más clásicos villanos de Batman. Además, también nos rendimos ante el top 10 de mejores superheroínas de la historia, pero… ¿qué pasa con las villanas? ¡Todo el mundo sabe que una mujer, cuando se propone ser mala, puede ser infinitamente peor que un hombre! Es por eso que hoy venimos a reivindicar el hueco que se merecen las malvadas más malvadas del cómic, que las hay, y a puñados.

Pepephone inimitable

Circe (Universo DC)

Si íbamos a hablar de villanos mujeres en la historia del cómic, está claro que debíamos hablar de la peor rival de la mejor superheroína de todos los tiempos. Dicen que un héroe es tan grande como el malvado al que se enfrente, así que si Wonder Woman es la heroína más aclamada de la historia… imaginad lo horrorosamente mala que puede llegar a ser Circe. Se trata de una poderosa bruja basada en el personaje de la mitología griega con el que comparte nombre. Eso sí, no tiene el pelo morado, sino rubio, moreno o incluso rojo dependiendo de su versión, ¡que desde su primera aparición en 1949 ya ha llovido!

Curiosamente, aunque no se puede ni ver con la Mujer Maravilla, ha llegado a ser aliada de Supergirl y del mismísimo Superman. Para que luego digan de las tramas de La Que Se Avecina


Poison Ivy (Universo DC)

Poison Ivy, más conocida en España como Hiedra Venenosa, es uno de los villanos mujeres más sensuales del universo Batman. Pamela Lillian Isley, ese es su verdadero nombre, hizo su primera aparición entre los villanos mujeres DC allá por 1966, aunque debemos decir que no ha envejecido nada mal.

Custom pepephone

poison ivy

El atuendo de Poison Ivy es inconfundible: un traje verde de una pieza con plantas enredadas en brazos y piernas y una larga cabellera roja. Es botánica, por lo que su dominio sobre el mundo de la flora es altísimo. Tanto, que se sirve de toxinas vegetales y feromonas para doblegar la mente de sus pobres víctimas. Siempre ha tenido cierta tensión sexual con el Caballero Oscuro, aunque últimamente su debilidad sexual es nada menos que nuestra siguiente protagonista. Harley Quinn, ¡la amante del Joker!

Harley Quinn (Universo DC)

Sin duda alguna, el hecho de haber sido interpretada por una oscarizada Margot Robbie ha hecho que Harley Quinn se haya convertido en una de las mejores villanos de películas mujeres. Maltratada en múltiples ocasiones por el Joker, la amante de uno de los villanos más míticos de Batman ha sabido hacerse un hueco por sí misma. Hace poco hablábamos de los mejores cómics de Harley Quinn. Y suponemos que serán muchos más los que estén por venir, ¡porque la ex psiquiatra del manicomio de Arkham es de los personajes DC más buscados en internet!

Es uno de los miembros más destacados del Escuadrón Suicida, y tal y como hemos dicho hace un momento… parece que por fin está logrando desengancharse de su tóxico amor por el Joker gracias a Poison Ivy. Habrá que ver si termina consiguiéndolo de una vez por todas.

 

Catwoman (Universo DC)

Probablemente la más conocida de los villanos mujeres DC, y probablemente parte de culpa la han tenido las actrices que la han interpretado en el cine. Una malvada ágil, con buena figura y enfundada en un ajustado mono de cuero de pies a cabeza es llamativa, desde luego. Pero si además la llevas a la gran pantalla encarnada nada menos que por Michelle Pfeiffer, Halle Berry, Anne Hathaway o Zoë Kravitz… ay, amigos, así nacen las leyendas.

cateoman

Otra de las que ha compartido tensión sexual con Batman desde su debut como La Gata de Batman allá por 1940. No hay duda, de las mejores villanos de películas mujeres, aunque solo sea por su gran carisma.

Black Cat (Marvel)

black cat marvel

Habían pasado cerca de 40 años desde la aparición de la Catwoman de DC Cómics, así que Marvel decidió que ya iba siendo hora de tener a su propia Gata Negra. Black Cat, también conocida como Felicia Hardy, es uno de los villanos mujeres de Spiderman. Eso sí, al contrario que otros, ella cambió su lado malo para mejorar como persona. Su amor por Spidey, el primer hombre en el que pudo confiar después de su padre, tuvo gran parte de culpa. El problema es que estaba enamorada de Spiderman, no de Peter Parker, así que al final… terminó ganando su lado malo.

Mística (Marvel)

mistica marvel

Es la mala más mala de la franquicia X-Men, y a parte de tener un cuerpo escultural, tiene el don de poder convertirlo en el que quien ella quiera, al igual que de imitar su voz. Es la mano derecha de Magneto, y su aspecto natural es con la piel azul, el pelo rojo y los ojos amarillos. En el cine fue interpretada por una magistral Rebecca Romjin en la trilogía original de la Patrulla Mutante, mientras que la oscarizada Jennifer Lawrence ha dado vida a una versión más joven de Mística en cuatro filmes hasta el momento. IGN la nombró la 18ª mala de cómic más grande de todos los tiempos. Casi nada.

 

Fénix Oscura (Marvel)
fenix oscura comic

Fénix Oscura es una de las villanos mujeres Marvel mejor construidas de la historia de la compañía. El malvado Mente Maestra consigue corromper a Jean Grey, más conocida como Fénix. Esta se transforma en Fénix Oscura, un ser de inmenso poder que decide emprender un viaje interestelar que no acaba nada bien. A su vuelta a nuestro planeta el profesor Xavier consigue dominarla, pero ya es demasiado tarde. La ira de una civilización arrasada por Fénix busca venganza… y el resto no os lo contamos, ¡tendréis que leer la saga Fénix Oscura para enteraros del final!

Lady Deathstrike (Marvel)
lady deadstrike

Desde luego, los X-Men pueden presumir de tener a los mejores villanos mujeres de todo Marvel. Lady Deathstrike es la hija del creador del adamantium, el material supuestamente irrompible del que están hechas las garras de Wolverine. Es precisamente contra él contra el que lucha más ferozmente, pero… ¿por qué? No os contaremos mucho, tan solo que fue ella misma la que decidió adherir a su esqueleto tanto el adamantium como algunas mejoras cibernéticas. No es la más malvada de todas las villanos mujeres, pero como suele decirse… ¡es más mala que un dolor!